Banco Sabadell y Bankinter se deshacen de más carteras de activos problemáticos

Fuente: El confidencial, 11/12/2013

La banca sigue soltando activos problemáticos al mercado. Esta vez sonBanco Sabadell y Bankinter los que prueban suerte, con distintas carteras de crédito en mora e inmuebles adjudicados, respectivamente. El sucesivo deterioro de los balances, tanto por morosidad como por activos vinculados a la burbuja inmobiliaria, hace que las entidades afronten una política de ventas a medida que su nivel de coberturas lo va permitiendo.

En este sentido, Banco Sabadell está a punto de culminar la venta de una cartera de créditos al consumo en mora (non performing loans) de 650 millones de euros procedentes de CAM. Antes de fin de año, la entidad presidida por Josep Oliú colocará este portfolio, que se divide en dos lotes, uno correspondiente a pymes (300 millones) y otro a particulares (350 millones), a dos fondos de inversión, según reconocen fuentes oficiales.

Con una reciente ampliación de capital suscrita y cuatro adquisiciones durante el actual periodo de crisis (CAM, Lloyds España, Caixa Penedés y Banco Gallego), la entidad catalana sigue depurando su balance. Por lo que respecta a su política de venta de inmuebles, con un perímetro de 20.000 millones de euros, el banco espera completar el año con la venta de 16.000 unidades y haber facturado por ello hasta 2.600 millones.

Bankinter ha decidido probar suerte con una operación de este tipo. Hasta la fecha, la entidad controlada por la familia Botín ha liquidado su reducida cartera de adjudicados -la mitad son viviendas- con ventas unitarias. El incremento de este perímetro, que llega a 640 millones de euros en el tercer trimestre, con una cobertura del 37%, ha dado pie a mandatar a PWC para que sondee el apetito existente para un lote equivalente al 10% de la cartera.

Estas medidas son práctica común en el todavía inconcluso proceso de saneamiento del sector financiero. Hace a penas unas semanas, Banco de España facilitó los datos de morosidad al cierre del tercer trimestre, que se sitúan en una cota récord de casi el 13% (sin contar Sareb). A esa fecha, los créditos morosos que soporta el conjunto del sistema llegan a 190.000 millones de euros, una cifra que ha ido creciendo durante 2013.

Y la tendencia parece que será creciente para el próximo 2014. El propio presidente del FROB, Fernando Restoyafirmó hace sólo unos díasque teniendo en cuenta “el habitual desfase entre el ciclo económico y la evolución de los activos dudosos”, se prevé que la tasa de mora “continúe todavía aumentando en los próximos meses”. Según estimaciones de Citi, hasta un 17% de los activos del negocio doméstico son aún problemáticos.